lunes, 27 de abril de 2015

Las cosas claras y el chocolate espeso

Hay veces en las que los niños, por su inocencia, su falta de maldad y de ver las cosas de una forma muy simple, hacen que los adultos nos preocupemos de lo que han dicho, sobre todo si hay alguien delante, por si se van a ofender. Pero realmente es culpa nuestra, o más bien culpa del ambiente en que nos movemos.

Por ejemplo, Hugo, que es el que habla con coherencia (por decir algo), tiene un amigo café con leche. Es decir, madre española blanca nuclear, padre africano negro noche. Y tan negro noche que cuando lo ves de lejos, como no le da ninguna sombra, muchas veces yo no sé quién es hasta que está muy muy cerca, y eso que lo veo prácticamente cada día.
A lo que iba. En unos carnavales:

Hugo - M, de qué te vas a disfrazar?
M - De Spiderman
Hugo - No, no puede ser
M - Por qué?
Hugo - Porque Spiderman no es negro. Tú te tienes que disfrazar de caca o de rey mago

Toma ya, menuda conversación... Lo llega a escuchar algún zumbado y al niño nos lo envían al psicólogo y a nosotros nos retiran la custodia. Pero él lo dijo con toda la normalidad del mundo.
Es más, en otra conversación con el mismo niño:

M - Yo no quiero ser negro!
Hugo - Por qué?
M - Porque no se me ven los tatuajes!

Los de la bolsa de cheetos, por supuesto.

Otro ejemplo es un tuit que colgué hace unos días:
Porque a ver, en casa se habla de todo, y no sólo se ve el Boing o el Clan. Hay que hablar las cosas con naturalidad. Usamos tantos eufemismos y hablamos dando vueltas a las cosas que los niños no se enteran.

Hugo hace un tiempo tenía curiosidad, imagino, por saber de dónde venían los niños. Se lo preguntó a su madre, y bueno, la respuesta exacta no la recuerdo, pero vino a ser: cuando una mamá y un papá se quieren mucho, ponen una semillita y con un poco de suerte, al cabo de un tiempo la barriga de mamá se hace grande hasta que sale el niño.
Bien, una respuesta que creo que muchos habrían dado. Pero claro, yo soy bastante más simple (y bruto). También me preguntó a mi y mi respuesta fue: Hugo, no hace falta que sean un papá ni una mamá, no hace falta que se quieran mucho, hay que introducir el pene en la vagina, se mueven y con suerte, o mala suerte, al cabo de unos meses sí puede nacer un niño.
Respuesta: ah!

No digo que las cosas haya que hacerlas como lo hago yo. Ni mucho menos. Tú las haces como tú veas, el otro las hace como el otro vea y así. Pero bueno, que tampoco hay que tratarlos como tontos, que no lo son, de verdad. Lo somos más nosotros pensando eso, que ellos.

jueves, 23 de abril de 2015

Diada de Sant Jordi 2015

De todos los "Días de" que existen, uno de los que más me gustan es el de hoy, 23 de abril, día de Sant Jordi, día del libro y la rosa, jueves 23 de abril de 2015, etc. Mientras no lo llames juernes, me conformo.

Y es que tengo bastantes buenos recuerdos. Tanto en el colegio como en casa. Supongo que el tener buenos recuerdos en la infancia hace que cuando seas mayor estos afloren en ti, y los quieras transmitir a tus hijos. El ir a las paradas que ponen en el centro del pueblo, ir mirando libros, el ambiente, y cuando ya has trasteado, comprar un libro, tu tesoro, y llevártelo para casa para poder leer tranquilamente y tener TU MOMENTO, es algo que hay que vivir.

Libros como Danko, el caballo que conocía las estrellas, cualquiera de los de El pequeño Nicolás, Viatge al país dels lacets, Lumbánico, el planeta cúbico, etc.. Ufff, que se me saltan las lagrimillas...
Aún los tengo. En casa de mi madre, pero aún los tengo. Esperando a que los dos monstruitos crezcan un poco más y pasárselos. Al igual que con los juguetes, con los libros. Que los disfruten. Que los vivan. Y si por cualquier motivo no disfrutan con la lectura, que también puede ser, tampoco hay que obligarlos. Hay a quien no nos gusta el fútbol y no pasa absolutamente nada. Tenemos otras aficiones e inquietudes y no nos va nada mal la vida.

Si todo va bien, que espero que sí, nuestro plan hoy es bajar al centro, pasear, trastear, mirar, preguntar, y ya al final comprar. Hugo ha pedido un libro de Sant Jordi, y Eric no pide nada, pero bueno, supongo que será uno con una tapa llamativa. Yo ya tengo el mío, y mi pareja, bueno, aún tiene el de su cumpleaños así que con una rosa y un helado estará muy contenta. 
Antes de eso, claro, ir a ver a Hugo a una pequeña representación / poema que hacen. Eric hoy no dormirá la siesta. Pobrecillo, se tiene que adaptar a todo.

Y como es un día especial, un par de cosas.
Os dejo un enlace, en el que se han recopilado una serie de webs de las que se puede descargar libros de forma gratuita y legal. Especialmente interesante me parece el de Cuentos infantiles con temática lésbica y gay. Me parece muy bien que haya estas iniciativas para explicar con total naturalidad estos temas, ya que ahora es más habitual que cuando nosotros éramos pequeños. O por lo menos, más visible. Y nótese que digo HABITUAL, no normal, ya que NORMAL me parece cualquier opción sexual que se tome de forma consentida sin hacer daño a nadie.

Y la otra cosa, no es una recomendación de libros, porque a mi me resulta imposible. Cada uno tiene sus gustos, un rango de edad diferente, un momento vital en que entra mejor un libro que otro, así que recomiendo un blog (además de éste, por supuesto). Y no porque considere que sea el mejor blog del mundo, que eso es algo muy subjetivo, sino porque tiene una sección en concreto donde recomienda libros, y mira, si además de recetas, experiencias, pensamientos, vivencias, te encuentras una sección específica de libros, pues me parece estupendo para este día. El blog en cuestión es el de Bea-mamadedos (los viernes ahora es de una de sus hijas), y la sección Contagiando libros.

Ala, hasta otro día y que lo disfrutéis!

miércoles, 22 de abril de 2015

Monsterconsejos - parte 2 -

Hace ya un tiempo publiqué una entrada sobre unos cuantos consejos para padres.
Quien dice un tiempo, dice un año... Está claro que no me voy a ganar la vida con el blog. Pero bueno, es lo que tiene trabajar y tener claras tus prioridades, además de otras aficiones. Y bien, así ya me va bien, ya que puedo escribir lo que quiero cuando me apetezca y sin casarme con nadie, que luego me acusarían de poligamia.

Así que más consejos:

Cuidado con la tele
Fue un error que cometí una vez, y nunca más. Me confié. Sí. No tuve en cuenta la evolución de la tecnología. En casa de mis padres yo estaba acostumbrado a apagar la tele, y que a la hora de encenderla, la primera cadena que se viera fuera La1. Luego ya cambiabas a otra cosa. Pero siempre, estuvieras viendo cualquier cosa, cuando la volvías a encender, La1 era la primera. Supongo que de ahí el liderazgo de esta cadena durante años, además de porque no había mucho más donde elegir.
Ahora resulta que no, que las teles tienen memoria! Y se encienden en la cadena que la has apagado. Así que si tus hijos por la mañana mientras desayunan ven la tele, y luego ya no la ven más hasta la noche o el día siguiente, porque quieres que jueguen y no se apalanquen ahí, recuerda de cambiar de canal cuando te vayas. Porque si enciendes la tele y están los dibujos puestos, podría haber un mini-conflicto. Y eso es algo a evitar a toda costa. Siempre. No hay que dar esa posibilidad. Los pollos vienen solos, no los alimentemos.

Calcetines
Esto es algo que caí el otro día mientras tendía y descubrí que me da una gran tranquilidad. Sí, tender me da tiempo para tener mucha vida interior. Si tienes dos hijos del mismo sexo y que se llevan poco (si son niño-niña, puedes trampear con los colores), acordarte de quién es cada par de calcetines te da para convalidar una carrera universitaria.
Pero... hay calcetines que llevan el rango de pie abajo. Nosotros ahora tenemos del 23-26 y del 27-30. Anda que no me ha salvado eso. Esos momentos de duda no pueden aparecer, porque luego te esperan los cacharros para fregar.

Ironía
Háblales a tus hijos con ironía cuando sepas que lo van a entender.
Frases como: claro, como tú recoges todo siempre... o tú como lo haces todo tan bien... para ti que entiendes ese recurso lingüístico que te enseñaron en EGB, de acuerdo, pero los niños pequeños entienden lo que se les dice. Tal cual. Así que luego, la hoja de reclamaciones a otro.
Esto hazlo extensible también a los abuelos, que a veces son un poco bocachanclas. Entre otras cosas...

Ya está, 3 consejillos fáciles, rápidos, y que te pueden ayudar. Otro día más. Espero no tardar otro año.





viernes, 17 de abril de 2015

Dos hijos? Sí. Te doy más motivos para convencerte

El otro día daba motivos para tener un segundo hijo. Pero sé que alguno no estará convencido del todo, por lo que he decidido dar alguno más.
Antes de todo, decir que esto es para un segundo hijo. Sobre un tercero, cuarto o más, no puedo dar motivos, ya que al tener dos, y estar totalmente convencido que no quiero más, ni mi pareja tampoco, sería hablar sin saber, y como no soy colaborador de Sálvame, pues prefiero centrarme y opinar sobre lo que sé. Que tampoco sé mucho, también hay que decirlo, pero bueno, algo de experiencia tengo.

Queda mejor ser 4 en la familia. A ver... normalmente los conjuntos de comedor que tenemos todos en casa constan de mesa + 4 sillas. Si sólo tienes un hijo, qué haces con la silla restante? De perchero!? Para utilizar algo de perchero ya tienes la cinta de correr plegable que venden en el Teletienda! O por qué crees que siempre es plegable? Porque saben que lo vas a utilizar 2 semanas máximo y luego o lo usas de perchero o debajo de la cama!

Puedes repartir las tareas de la casa de forma más eficiente. Cuando son pequeños, a los niños les encantan los trapos y hacer de pinches de cocina. Cuando son más grandes, que los únicos trapos que les gustan son los que se pueden poner y llevan marquita, como dicen que se necesitan 21 días para crear un hábito, pues ya lo tienes hecho. Visión de futuro, que podríamos decir.

Alguno me dará como motivo para tener sólo un hijo el tema consola, que normalmente son para dos mandos... A ver, eso está ya superado con el juego on-line. Que sí, que hace años ibas a casa de uno que tenía dos mandos para jugar a la consola y era como ir a un babyshower, llorabas de emoción. Pero todo evoluciona, deja de vivir en el pasado que ya no tienes 15 años y existen más juegos aparte de la serpiente de Nokia.

Tienes más opciones para echar la culpa. Que te dejas unas bragas en medio: ha sido el niño 1. Que llegas tarde: el niño 2 se ha entretenido justo cuando salíamos. Que no te da la gana comprar algo que te han puesto en la lista: el niño 1 se peleaba con el niño 2 y nos hemos ido sin comprar aquello.

Reducción de jornada. Ahora es hasta los 12 años que puedes coger una reducción. Si tienes 2 hijos, la puedes alargar un poco más. Y si te lo puedes permitir, mejor trabajar 5 horas que 8, no? Menos es más. Bueno, quizá alguien no esté de acuerdo con esta última afirmación, cuando hablamos de sexo.

Para padres solteros/divorciados, bueno, y casados también. Cuando vas a las tiendas tipo Bershka, Stradivarius acompañando a tu pareja, las dependientas te hablan más. Y oye, que aunque te miren con cara de pena por estar lidiando con dos bichos mientras tu pareja se recorre toda la tienda, que te hable una chica que está medio decente, y no para preguntarte si quieres que te envase la pechuga de pavo o no, pues te alegra el día.

Cuando seas mayor con un montón de achaques, tendrás dos posibilidades para ir a casa de tus hijos a que te cuiden, o que repartan la cuota de la residencia entre 2, que son muy caras. O si no tienes que ir, al menos que te escuchen y vean la cantidad de pastillas que te tienes que tomar cada día. Lo recuerdo de mi abuelo, que cuando iba a su casa, tenía más pastillas que comida, el pobre.

Hay gente a quien le gusta presumir de hijos o enseñar fotos. Está clara la ventaja, no? Más fotos para enseñar! El único inconveniente es que o te compras un móvil con más almacenamiento o una tarjeta SD directamente. Pero es un precio muy bajo comparado con la cara de felicidad de las personas a quienes les enseñas las fotos de tus churumbeles. Sobre todo la de tus compañeros de trabajo...


Si no te he convencido ya, hazlo. No estarás convencido pero hazlo. Ten un segundo. A mi tampoco me convencían los bolis Bic, así tan simples, pero son los que más duran y los que mejor me van.


miércoles, 15 de abril de 2015

Tener o no un segundo hijo. Esa SÍ es la cuestión

Llega un momento en toda relación en que surge la eterna pregunta: tendremos hijos? Y cuando tienes ya uno, sueles plantearte ir a por el segundo. Pero a veces hay un problema. Tienes un niño, pasa el tiempo, y uno quiere tener otro, pero el otro miembro de la pareja tiene claro que así ya esta bien.

Qué haces entonces? Quién gana/pierde? Porque hay alguien que se va a fastidiar, eso está claro, y vivir con ello para el resto de su vida.

Lo mires por donde lo mires, es un marrón!

Yo soy hijo único y mi pareja son tres hermanas, así que si haces la media son 2! Qué casualidad, no? Ambos eramos partidarios de tener dos hijos, y así ha sido. Qué buenos somos!

Y viendo lo que tenemos en casa, no nos hemos equivocado. Todos tenemos argumentos a favor y en contra. Yo voy a exponer mis reflexiones.

Por tema económico, te dicen que donde comen dos comen tres, o que donde comen tres, comen cuatro. A ver, eso es así si la olla es mas grande y pones más comida. Se nota, nosotros lo hemos notado. También es cierto que es una buena forma de comer lo que realmente necesitas, y dejas de bajar al aquí a por palomitas de colores, coca-cola y donettes.
Así que por eso no te preocupes, no vais a pasar hambre.
Y luego los otros gastos derivados: pañales, colegios, ropa, etc., qué quieres que te diga, todos tenemos gastos superfluos que si los analizas te das cuenta que podrías tener familia numerosa. Y si tienes en cuenta los gastos y luego ya tiras con lo que te queda, al final, normalmente te acabas adaptando.

A nadie le suena esta frase?: pues ya veras cuando tengas dos! Pues... yo voy más tranquilo ahora que cuando sólo había uno. Es decir, hay más faena, eso es cierto, pero te lo tomas de otra forma, con más calma. Quizá sea la experiencia, quizá sea que sabes que tienes que adaptar tu tiempo.
Además, ayuda mucho el hermano mayor. Y no digo que haga él de padre, pero sí de apoyo para jugar. El hermano pequeño admira al mayor, y cualquier cosa que le haga le hará gracia. Ellos se montan sus historias, y tú puedes jugar con ellos, o puedes aprovechar para ir haciendo cosas de casa.

Logística colegios. Si uno va al colegio y otro a la guardería, y encima están alejados, es un caos. Pero... siempre hay un pero. Esto no es eternamente! Además, que así te mantienes en forma yendo de una lado para otro.

Un confidente. Tú ya tienes un hijo. Y si tienes otro, habrá un hermano. Para mi esto era muy importante. Ofrecerle a Hugo la posibilidad de tener un confidente, un compañero. Alguien con quien jugar, con quien compartir inquietudes, con quien ponernos verdes a su padre y a su madre cuando tengan que hacerlo.
Soy muy partidario de esto. Sólo hay un caso en que no lo recomiendo. Y es si los padres se llevan mal, si hay gritos constantes en casa, ludopatía, malos tratos. Esto no. Mejor ser hijo único. Tú lo pasas mal y no tienes a nadie a quien acudir, pero a la vez evitas el sufrimiento a otra persona. Es jodido.

Si no tienes un segundo, pero el otro quiere, el que se queda sin, se va a joder. Pero opino que él que se sale con la suya tampoco gana, ya que tienes una persona a tu lado que no es feliz por una razón importante. En cambio, si tienes otro, el que lo quería, fenomenal, y el que no lo quería... es su hijo. Lo va a acabar queriendo SÍ o SÍ.
Además, si eres feliz con uno, con dos: el doble de feliz!

Así que... no intento convences a nadie (o sí), pero aunque es una decisión difícil, y seguramente prefieras hacer puenting, anímate, no te arrepentirás. Los niños no tienen garantía como la tele, pero te lo garantizo yo: Sí, sin duda es una de las mejores decisiones tomadas en mi vida.


lunes, 13 de abril de 2015

Otro fin de semana con planes y...

Últimamente los fines de semana son una sorpresa...
Hace un par de semanas se chafaron los planes que teníamos por la varicela de Hugo, pues ésta, que también teníamos planes, cambias el nombre de Hugo por el de Eric y ahí lo tienes. Con matices...
Esta vez, el plan fue el sábado, una calçotada con compañeros de trabajo de mi pareja, que organizó la empresa, invitando a todas las familias, no sólo a los trabajadores. Esto la hacen así habitualmente, y aunque la conciliación no es uno de sus fuertes, estos gestos se agradecen mucho.

El sábado por la mañana vimos unos granitos, dos o tres. Intuíamos que podía ser varicela, ya que Hugo lo había tenido dos semanas antes, así que era cuestión de tiempo. Sin embargo, decidimos que íbamos a ir los 4. Sí. Decisión nuestra. Buena o mala, nuestra.
El día empezó ya corriendo, pues teníamos que ir a comprar ropa (mi pareja cada 3 o 4 meses nunca tiene ropa). Me parece bien, yo tengo 4 pares de bambas y sólo dos pies, así que cada uno se gasta el dinero en lo que cree conveniente.
Por cierto, muchas gracias Carol!!
Y digo corriendo, porque mi pareja se encanta cuando va a comprar... Hace un tiempo fuimos a comprar a Fnac, sabiendo lo que había que comprar, ya que era un regalo para una de las sobrinas, y una hora y media!! Fue justo un poco antes de la hora de comer cuando entrábamos y casi anochecía al salir...

De allí nos fuimos al lugar escogido por la empresa, Can Sala de Montornés. Era un restaurante-masia-granja-alojamiento rural-lugar de celebraciones, etc. Y como dice el refrán, quien mucho abarca, poco aprieta.

Para llegar al lugar está bien indicado. Nosotros, que no teníamos ni idea donde estaba, llegamos a la primera, así que no tiene pérdida.

Estuvimos viendo animales: caballos, conejos, cabras, pájaros, zebra (sólo había una, así que en singular), cerdos, etc. Eso estuvo bien. Los niños con los padres y muy bien.

También vi que hacían casales en verano. Tela... de 9 a 13:00, 89 euros la semana. Y si se quedaban a comer, te salía a 10 euros el menú. Joder, si en los polígonos los menús de 7 euros con los que te quedas lleno son para gente de más de 70 kilos. Pero claro, viendo los coches que había en el parking, lo entiendes. Me fijé en una fila: audi, mercedes, bmw, porsche, porsche, bmw, mercedes.

Primero comieron los niños y luego los adultos. Me suena que sobre los 15 euros el menú infantil y 25-30 el de adultos.
Esto fue lo peor con diferencia. El trato del coordinador de sala y de alguna camarera, bastante malo, y la comida tampoco es que fuera ninguna delicia. Quitando que a mi no me gustan los calçots, por lo que no puedo opinar, sí que los otros decían que unos crudos y otros demasiado hechos. De lo que sí puedo opinar es del plato de gambas pasadas, de los fideos sin sabor, del atún que parecía un zapato, y de la carne que era muy normalita.
Porque estaba todo pagado, que sino me hubiera tocado bastante las narices.

Conclusión: para ir a ver los animales perfecto, para todo lo demás, caca de la vaca.

Y el domingo varicelón! Eric en casa y Hugo al parque a que se distrajera.
Y la noche del domingo a lunes un horror. Así, en general. Mi pareja ha dormido de 23:30 a 4:30 y yo de 12:30 a 02:00 y 4:30 a 6:50.
Eric está muy chafado el pobre. Suerte que ya tiene el pelo cortito, sino lo llevo al casting para la próxima temporada de The Walkind Dead!

miércoles, 8 de abril de 2015

Tender y follar todo es empezar

Esta entrada es un poco paranoia, pero bueno, como es algo que hago bastante y aunque suene raro, me distrae, ya que tengo tiempo para mirar y observar. Y es que se aprende mucho mirando las diferentes formas de tender la ropa de los vecinos.

Hay gente que tiende por colores. Una lavadora de azul, otra de lila, otra de amarillo, otra de blanco... Bueno, blanco por llamarlo de alguna manera, porque vaya, estos no lavan con el vanish oxiaction que anuncian en la tele. 
Esta gente me sorprende. Es que cuantos cestos de la ropa tienen?! Porque si lo ponen todo en uno o dos, luego qué faena para poner la lavadora!

Otro tipo de gente es la que tienda lo que tienda, siempre llega hasta tu sitio. Que tienden unas sábanas, pues casi que las puedes recoger tú. Que tienden unas toallas, espera que cuando salga de la ducha ya la tengo preparada. Que tienden unas bragas, joder... adelgaza que ni una braga faja es tan grande.

Otro tipo son a los que yo llamo los cangrejos. A ver, qué derroche de pinzas! Que si tiendes en un sitio a la intemperie, de acuerdo, pero en un sitio cerrado, para qué pones pinzas?? Y en serio, 2 pinzas para 1 calcetín, o 4 para 1 toalla??

Está el otro tipo contrario, los que no usan ni una pinza, también llamados sin vergüenza. No usan ni una, las tienen ahí en la cesta, y nada. Y sí, no tienen vergüenza, porque luego cada poco tiempo se encuentran bragas, calcetines, etc. en el portal, por lo que todo el mundo lo ve. Y seamos sinceros, la ropa interior que anuncian por la tele, nunca está tan inmaculada como la nuestra, la que usamos realmente. Y da igual si estás soltero sin compromiso o casado, porque los solteros también tienen ropa interior de lunes a jueves y ropa interior de viernes a domingo. Para lucir hay que sufrir, pero un martes en tu casa viendo la peli de La Sexta, te pones unos slip de cuadritos y lo sabes.
Estos a veces también se les puede llamar inútiles. A ver, si sabes que se te va a caer y tienes pinzas... utilízalas, cojones!

Va, otro tipo. Los que tienden con la percha. Nuestra vecina de al lado, por ejemplo. Al fondo del tendedero, en vez de una cuerda, tenemos una barra "gruesa". Ella lo aprovecha porque ahí tiende las camisetas y directamente las pone en la percha. Inteligente porque así no tiene que planchar. No tanto porque con el peso la barra se dobla y ya le llega al del bajo.

Otro subgrupo. Los que tienden ordenado. Es decir, la ropa de la mujer en las 4 barras del fondo, y la ropa del hombre en las 4 del principio. O si tienen dos hijos, la ropa de uno en una zona, y la ropa del otro en la otra zona. A ver, en un principio puede parecer que pierdes tiempo, pero a la hora de recoger la ropa y llevarla a su armario, pues es un ahorro de tiempo. Así que a estos se les podría llamar los inversores
Aquí también resulta muy curioso la organización, porque todos tendemos trapos y cosas así. Depende la ropa que tiendas al lado de los trapos, ya sabes quién limpia en casa!
Con estos, también te puedes fijar en otra cosa curiosa. Si en una comunidad de vecinos, NUNCA pone las bragas o sujetadores en los laterales es porque tiene un vecino adolescente!

Y luego está el otro tipo. El que tiende aquí te pillo aquí te mato. En el tendedero de estos te encuentras ropa de color, ropa blanca, unas sábanas, pero luego no encuentras la funda de la almohada, un calcetín en una de las filas, otro en la otra punta. Vamos, un caos. Que te paras a pensar un momento y lo único que se te ocurre es: si follas como tiendes, cuidado con la oreja!

martes, 7 de abril de 2015

Lo que ha dado de sí la Semana Santa 2015

Para muchos hoy han empezado las vacaciones!

No, no me he vuelto loco, simplemente que en Catalunya se han acabado las vacaciones de Semana Santa y hoy martes los niños han vuelto al cole.
Y cuando pasa esto, siempre aparecen memes más o menos graciosos y/o afortunados, que en algunos casos, refleja el sentimiento de los progenitores. Pero sí, para muchos empiezan las vacaciones. Dejan a los niños en los colegios y ellos pueden ir a tomar café tranquilamente. O a quejarse por las redes sociales de lo estresante que es su vida... ejem, ejem... Bueno, o trabajar, que a no ser que trabajes picando piedra, sí que suele ser más cansado estar con los niños. Llámalo más cansado, llámalo jugar y estar con ellos.

Las nuestras no han dado mucho de sí. Como expliqué, Hugo inició sus vacaciones con varicela, así que nada de salir los primeros días a socializar. Salir a la calle, sí, primero porque el niño tampoco estaba apestado, y segundo por nuestra salud mental. Que hay otro niño pequeño que no estaba, y sigue sin estar, malo, y no es plan de estar en casa todo el día metidos como ermitaños. Que al final las ideas para entretenerlos se acaban (y la paciencia también).

Durante estos días, he sustituido la frase "Sólo falta que te lo mastique yo" por "No te rasques" con unas cuantas variantes, "si te rascas, hazlo con los dedos, no las uñas", "te va a quedar marca", "ya te he dicho que no te rasques que te va a quedar marca", etc. Sí, sí, una gran variedad... Eso sí, menudo campeón. Sólo ha habido un par de días críticos, y aún así, muy bien, muy bien.

Aunque eso sí, hemos pasado días en familia, que es lo que nos gusta a nosotros, con algunos ratos para nosotros. Y al fin mi pareja ha podido disfrutar algo que hacía tiempo no hacía, y que expliqué hace un tiempo, y bueno, que lo he vuelto a leer y casi que me he puesto cachondo y todo! Ir al cine con niños!!

Así que hoy de nuevo, volvemos a la rutina, esa que nos hace estar tranquilos a todos, porque no nos descuadra los planes. Bueno, hasta que Eric coja la varicela. Que de momento nada, pero con la de besos y abrazos que se dan, es cuestión de días.

Ayer, el último día de las vacaciones, también es el más esperado por los niños. Llega la mona! Este año hemos hecho una mona casera, no como la de hace un par de años, sino que directamente un bizcocho de chocolate, y hemos comprado un muñeco para cada uno. Más barato y así no acabamos de chocolate hasta arriba. Que aún tenemos chocolate de las navidades pasadas! 


jueves, 2 de abril de 2015

Usos del agua destilada

Me he enamorado del agua destilada. Es la navaja suiza de las aguas.

Pero bueno, antes de todo, vamos a ponernos en antecedentes.

Hugo tiene el pelo liso y 2 remolinos detrás. Sí, 2. No 1, sino 2. Con eso queda todo dicho. Eric en cambio tiene el pelo rizado (pelopolli) y le sale una coletilla por detrás que ni cortándole el pelo. Es un flamenquito.

Con Hugo a la hora de peinarlo no hay problema. Le echas agua o gomina de tanto en tanto y se le queda para arriba (media hora), luego baja. Sí, todo baja. Quizá si le pusieran extracto de viagra a la gomina o a la espuma no bajaría, pero por ahora no es así.
A Eric en cambio no hay forma de peinarle. Bueno, de peinarle y que quede decente. Tiene una sudadera de Bugs Bunny que a veces se pone y si le juntas los mocos que tiene, como todos los niños, yo creo que saco la gorra y nos dan dinero.

Hace un par de semanas fui a comprar, como el 95% de las veces, y mi pareja me dijo que comprara agua destilada. La verdad es que me extrañó, ya que no solemos comprar, pero bueno, una cosa más, una cosa menos pues tampoco viene de ahí.
Había una en el súper que era perfumada. Decidí no comprarla. No me preguntes por qué, pero mis indicaciones eran "compra agua destilada". Ahí no salía la palabra perfumada. Y en cosas nuevas, no la cago.
Así que fue ella un par de días después a otro y la compró.

La puso en la cómoda de la habitación. Algo que no entendí, porque los productos de limpieza van en el lavadero. Pero bueno, tampoco dije nada. Di unos días de margen.

Yo sé que el agua destilada sirve para (leí la etiqueta de la botella):

- Baterías
- Óptica
- Plancha
- Radiadores de vehículos
- Laboratorio y cosmética
- Calidad farmacéutica

Bien, en realidad sé que sirve para otra cosa más, que aprendí durante la época que iba al gimnasio sin los auriculares, pero bueno, eso tenía claro que no era el uso que se le iba a dar en nuestra casa.

Pero... cual fue mi sorpresa que el uso que le iba a dar era el de peinar a Eric!!!!!!!!!!!!!!!! Sí! Ni gomina, ni espuma, ni cera, ni Algo pasa con Mary ni nada de nada. Agua destilada simplemente. A ver, no le queda liso, eso está claro, pero le queda más sedoso (esto lo dijo ella) y manejable.

Así que desde hoy me declaro fan del agua destilada!


miércoles, 1 de abril de 2015

Se chafó el fin de semana

Ya nos vale... yo diciendo que el pasado fin de semana íbamos a tener un par de cumples, y resulta que todo cambió en poco tiempo.
El domingo por la mañana apareció en casa la VARICELA.
Vaya planazo... Hugo el día anterior dijo que le había picado un mosquito. Algo extraño, porque ahora mismo no hay. Polvo el que quieras, pero mosquitos, no. Pero como sabemos que es un poco fifi, no le hicimos demasiado caso. Que si le hacía pupa y poco más.
El domingo, se levanta un momento la camiseta y ahí estaba la prueba. Todo el cuerpo lleno de granos. Pobrecillo, le pica muchísimo, y lo está llevando fenomenal. Yo aún me acuerdo cuando la sufrí, cuando tenía unos 14 años, que hacía primero de BUP y fue de las enfermedades más horribles que he tenido. Tocaré madera, he tenido pocas cosas. Lo típico, alguna gastroenteritis y el tema alergia, que muchas veces me deriva a conjuntivitis.

Pero estamos equipados. Kalamina, cristalmina, atarax... Que como nos hagan una redada en casa, ni el de Breaking Bad!

Así que el cumpleaños, nada de nada. Y no, no era ninguna excusa. Que puede sonar a ello, sí, no nos vamos a engañar. Pero con el tema de salud de los niños, mejor no jugamos, y bien, a este cumpleaños me apetecía ir, que este cuñado, aunque nos veamos poco, me cae bien. El otro, no.
Eso sí, mi pareja sí que fue, y Eric también, y por lo visto se lo pasó muy bien. Y lo más importante: trajeron un trozo de pastel y la bolsa de chuches.

Pero ahí no acaba la cosa. Este inicio de semana, lunes y martes, me había cogido un par de días de vacaciones, para conciliar apañarnos con el tema vacaciones de semana santa escolares-trabajo, pero... vaya conciliación! En casa que nos hemos quedado. El niño está hasta los huevos de pintar. Sí que he salido a la calle con los dos, pero por el barrio, a dar una vueltecita para que se distraigan. 
Nada de pisar el parque, porque mira, al menos que por nosotros no sea. Que luego nos hemos enterado que una niña de su clase la pasó hace unos días y en el "utilísimo" grupo de whatsapp de las madres del cole, nada de nada... Seguro que estarían muy ocupadas con los subgrupos criticando a las dos divorciados diciendo que son bolleras, o al único padre que estaba en el grupo y huyó despavorido a la semana...

lunes, 30 de marzo de 2015

Organización diaria 2013

Estaba haciendo limpieza de posts en borrador y me he encontrado con éste. Calculo que lo escribiría sobre abril-mayo 2013.

Hoy voy a hablar de la suegra de mi pareja.
Vale, ahora ya he captado tu atención y ya puedo decir de qué va la entrada realmente. Pues voy a hablar de la organización de la casa y logística varia. Pero prometo que no he engañado a nadie al principio. Y es que antes limpiábamos. Ahora hacemos la limpieza de la suegra.

Conozco gente que pone dos o tres lavadoras diarias, que se van a dormir a medianoche haciendo las tareas de la casa, etc. Pues nosotros no. No sé porqué, pero nosotros somos más tranquilos.

Nuestro día empieza con el sonido del despertador. Jajajaajajaja. No, no. El primero que se levanta siempre se llama Hugo, no despertador. Viene a la cama y al comedor! Como es una hora "razonable" y en el sofá tampoco se está mal, uno se queda en la cama y otro se va al sofá a ver esos magníficos dibujitos. Traduciendo: se va al sofá a intentar echar otra cabezadita mientras en la tele hay unas cosas de colores hablando en bobo.

Se desayuna leche y lo que surja. Los adultos nos vamos a trabajar. Los pequeños, uno a la guardería y otro a casa de los abuelos maternos (sin la presencia de mi abogado no pienso decir nada más sobre ellos). Mi jornada laboral acaba y recojo al pequeñín y luego nos vamos corriendo a la guardería. Allí estamos una hora en un banco sentados mientras sigue jugando con alguna amiga suya. Normalmente con Cecilia. Hablo más con la mamá de esta niña que con mi pareja. Suerte que la chica es simpática. Bueno, si no lo fuera, no le diría nada. No será la primera...

Llegar a casa depende de nuestras ganas. Hay días que estamos en la calle hasta las ocho o así. Entonces se lo digo a la mamá y normalmente quedamos en el centro. O lo que es lo mismo, en una rampita que hay, donde nos tiramos muuuucho rato, mientras el mayor se tira, y el pequeño se mueve. Se mueve mucho ya!
Otros días en cambio llegamos a casa sobre las 6 y media. Eso es lo más pronto. Allí nos espera la mamá, que justo acaba de llegar. Como la frutería y la tienda de la carne le pilla de paso, esa compra ya está hecha. El embutido y los artículos de droguería también los compramos cerca de casa, al igual que los congelados. Normalmente suele ser el sábado. Salgo a las 9:55 de casa y vuelvo a las 10:27.
Tiene una explicación. Los sábados a las 10 am, si no trabaja, mi madre y su marido vienen a ver a los niños. Media horita más o menos. Sí, deduces bien. La relación no es la más fluida del mundo. Pues no, no lo es. Por diversos motivos de índole muy variada, así que 3 minutos semanales para mi es más que suficiente. En casa, muchos lo saben, mi pareja es la encargada de las relaciones sociales.
Y es ese día en que hacemos la limpieza de la suegra. No sé donde leí que para que una casa pareciera limpia había que limpiar la pantalla de la tele, espejos y lavabo. Y nosotros hacemos eso. Bueno, no llegamos a tanto. Hacemos la limpieza de la suegra: un lavabo cerrado, y el otro se limpia. La tele se enciende y al no estar la pantalla negra no parece que esté tan sucia.

Las compras grandes: aquí voy yo. Salgo de trabajar y una vez cada diez días, por la tarde cuando ella está en casa, cojo el coche y venga, a llenar el maletero. Bueno, o a gastar de 80 a 100 euros. No falla.

Tenemos también suerte que no hay nada por medio. Es decir, somos bastante recogidos.

Mi pareja se encarga de la plancha y las comidas y yo lo demás.
Nunca hemos sido de planchar la ropa interior y las sábanas (sé que hay quien lo hace y no me parece ni bien ni mal, simplemente esto aquí no se hace), pero unos mínimos sí. Pues ahora la mitad de la ropa ni la planchamos. Y la de los niños, por supuesto, tampoco.
Las comidas sí. Comemos cada día fuera de casa, así que mi pareja, por la tarde noche hace la cena y la comida para el día siguiente. Ella siempre se queja que no hace nada elaborado, pero para mi me parece estupendo. Oye, hay que ser práctico. 

Yo en teoría todo lo demás
- Lavadoras, sí
- Lavavajillas, sí
- Recoger. Sí, definitivamente sí. Con esto, aunque esté mal que yo lo diga, me gano el cielo. 
- Fregar. Aquí flojeo. Como dirían en la ESO, necesito mejorar. Y no, no progreso adecuadamente. Me da una flojera que p'a qué!
Cuando nació nuestro primer hijo como se tiraba tanto rato durmiendo y yo no sabía qué hacer, me entró una obsesión por limpiar... Si parecía un suelo de mármol lo que teníamos. Suerte que me duró dos semanas. Luego si no sabía qué hacer, había algo que no estaba de más: estar tumbado en silencio.

Si nos acostamos sin haber recogido la cocina no pasa nada. NADA! Si dejas un plato en la pica o una sarten encima de la vitro, yo aún no he conocido ninguna que se haya ido de fiesta. Pues otro día ya se recogerá. A las 22:00 se cierra la cocina y sólo se entra para una cosa: para coger helados mientras los pequeños duermen y disfrutarlos. A los helados, que a los peques ya los hemos disfrutado antes todo lo que hemos podido.

viernes, 27 de marzo de 2015

Lluvia, niños, fin de semana

Por fin ha vuelto el sol! Debido a mi alergia no es que me venga demasiado bien, pero entiendo que para el resto de mortales es lo mejor.
Así que vuelta a la rutina cole-parque.

Cuando llueve ya me descuadra toda la tarde. Tienes la opción de ir a merendar fuera de casa, con el consiguiente gasto inútil, ya que una botella de agua o un zumo cuesta tres veces más que en el supermercado. En nuestro caso, aprovechando que han abierto un Burger King cerca del cole, imagino que un día de estos lo iremos a visitar. Y mira que me da asco. Pero ASCO! Bueno, realmente lo que me da asco es el Mc Donald's, al otro no he ido nunca. Hemos ido 3 o 4 veces con ellos porque hay uno donde íbamos a comprar antes y cogíamos un Happy Meal  y una botella de agua. Vaya, y el Happy Meal con los nuggets, porque esa cosa pringosa (no pienso llamarla hamburguesa) no había por donde cogerla.
Un bravo enorme por los responsables de marketing, porque vaya filón con los regalos!
La otra opción, que es la que hacemos el 99% de las veces es irnos para casa haciendo una batalla de paraguas. Realmente no es una batalla porque es una lucha desigual. Hugo lleva el paraguas, me va dando golpes al moverlo y yo me quejo. Resultado: los dos mojados. Eric el más listo. Ahí en el carro tranquilo con el plástico y normalmente durmiendo la mini-siesta. Hasta que aparece algún niño chillando a su lado.

Este fin de semana, sin embargo, el parque será sustituido por dos fiestas de cumpleaños infantiles



El sobrino y una de las sobrinas, que cumplen 2 y 4 años respectivamente. Las madres aprovechan y hacen la fiesta conjunta. Oye, se agradece. Si te van a descuadrar el día, que sólo sea uno está bien. Y otra cosa que se agradece que esta vez sea en el pueblo de al lado, porque la última nos tuvimos que desplazar unos 50 kilómetros y vaya palo, teniendo en cuenta que justo ese día volvíamos de las vacaciones con todo el coche lleno y nosotros vacíos de energía.
Y sí, he dicho que las madres lo han decidido organizar el mismo día, porque ambos padres pintan poco. Bueno, yo creo que muchos padres pintamos poco a la hora de organizar las fiestas de cumpleaños. Son como los grupos de whatsapp de cole, que normalmente están formados íntegramente por mujeres. Al menos en nuestro caso y algún otro que conozco. 

Y encima este fin de semana que toca cambio de hora, que a las 02:00 serán las 03:00. Que bueno, es algo que nunca he entendido bien, pero está bien eso de ver el reloj a las 08:00 por una vez. Aunque sea ficticio. Cuando hoy he visto el reloj a las 06:33 cuando levantándome a las 07:00 ya voy bien, me ha hecho una gracia... He visto Pokemon, que hacía bastante que no lo veía.

Si el que no se consuela es porque no quiere...

jueves, 26 de marzo de 2015

Sólo falta que te lo mastique yo

Hugo- Papá me dice esta frase muchas veces. No entiendo a papá cuando lo dice. Me mira y se ríe mientras lo dice, pero me parece que no está contento. Entonces, por qué se ríe?

Eric- dajfjakdfjeirjofjafljaf.

Hugo- Eric! Quítate el tete de la boca para hablar.

Eric- Es verdad, es que como soy tan pequeñito a veces se me olvida.

Hugo- Pequeñito? Pero si tus piernas son como dos columnas griegas!

Eric- Y tú pareces un chupa-chups! Además, yo tendré las piernas gordas, pero por...

Papá- Hugo, quieres acabar de comer?. Es que hijo, eres más tardón... Sólo falta que te lo mastique yo. Eric, va, que te voy a llevar a momir un poquito.
                                                                                                                                  

Tenía este inicio de entrada en borradores desde hace un montón de tiempo, intuyo que año y medio haría aproximadamente, y aunque esta frase ya no la digo, no es porque la situación haya cambiado, no.
Los dos pequeños son muy lentos comiendo. Bueno, realmente esto no es así, es simplemente que nosotros somos exageradamente rápidos. Yo reconozco que muchas veces no mastico, sino que engullo, y claro, acabo enseguida. Cuando llega el momento del postre ha pasado tanto rato, que me podría tirar a la piscina, que ya he hecho la digestión!
Pero es que es mi forma de comer. Y eso que no provengo de una familia numerosa. Un antiguo compañero de trabajo, que son 5 hermanos, nos explicaba que cuando su madre llevaba la fuente con los macarrones, los 5 se tiraban ahí porque sino se quedaban sin comer. Y que alguno de ellos alguna vez había pinchado al hermano y con la otra mano le quitaba la comida. 


También es cierto que se entretienen entre ellos, juegan, discuten, y claro, son hombres pequeños, por lo que comer y jugar a la vez no pueden hacerlo. Al menos eso dicen las mujeres, que no podemos hacer dos cosas a la vez...
En cambio, siempre, en los informes del comedor nos lo presentan como un niño que come bastante rápido. Nosotros esto lo entendemos como que en casa se siente cómodo. Suele pasar que cuando estás a gusto con alguien disfrutas más y eres más tú. Lo que viene siendo que la confianza da asco (exagerando un poco).

Y algo de lo que estamos muy orgullosos es que comen de todo! Sí, es algo que nos preocupaba, porque yo soy un poco "especialito" para comer, pero ellos no! Cuando sean mayores y vayan a restaurantes podrán pedir algo más que canelones/sopa de primero y pollo de segundo.

Eso sí, mis ensaladas de donettes son míticas!
Ingredientes: donettes, nata, fideos de colores. No hace falta que pase la receta, verdad?

miércoles, 25 de marzo de 2015

Ir a dar una vuelta con dos niños

Todos los grandes genios tienen una frase por las que serán recordados.

Miliki: cómo están ustedeeeees?
Chiquito de la Calzada: te das cuen?
Steve Urkel: he sido yo?
Aquí el menda: ponte al lado o delante, detrás no!

Sí, últimamente ésta es mi frase de cabecera. Vamos por la calle Hugo, Eric y yo. Con el cochecito, ya que Eric todavía lo necesita. Y claro... Hugo por detrás, que se entretiene, y como por desgracia no tengo un ojo en el cogote, pues me toca mirar para adelante, para detrás, a los lados, y encima unas veces es a la derecha, otras a la izquierda... cuando vamos por la mitad del camino estoy llamando al masajista para que me guarde hora. Es que si yo fuera la niña del exorcista vale, pero como no lo soy, y ya tengo una edad, hay que cuidarse.

Un día iba por la calle. Uno delante, otro detrás y yo en medio con el carro. Y claro, el señor mayor que no puede callarse ya que si lo hace no le convalidan el curso de toca-cojones suelta: pero hombre, que el niño no puede ir detrás!
Evidentemente había varias opciones por mi parte, pero soy yo, así que mi repuesta, eso sí, sin chillar fue muy clara: el padre soy yo y yo decido como van.
Pero el otro, que era alumno avanzado del curso toca-cojones, dice: vaya, yo que hablo mucho con los niños nadie me había contestado así.
No, no, espera que a cabezón poca gente me gana. Mi respuesta: pues no vaya hablando tanto con los niños no sea que lo denuncien.
Y... sí, se calló!!
Así que la siguiente frase fue: ponte al lado o delante, detrás no!

Pero ahí tenemos un problema.

- Se pone al lado. Se engancha en el carro, y claro, hay que sumar los 5,5 kg del cochecito (los de maclaren no se lo creen ni ellos el peso que declaran en su web), más los kilos del bolso, más el peso del niño pequeño, más los kilos que vas arrastrando del mayor, que se engancha como si fuera un peso muerto... Cuando subimos por alguna cuesta, tengo que ser como los montañeros, sacando los palos para ayudarme. Kilian Jornet voy a por ti!

- Se pone delante. Peor! El niño tiene un problema. A la hora de caminar se parece a su madre, es decir, no sabe ir en linea recta! Así que llega a casa con los tobillos destrozados el pobre. Entre los golpes que le doy con el carro y los que le doy con mis propias piernas.

Solución: mandarlo a la mierda! Al niño no. Al carro y a mi frasecita!

martes, 24 de marzo de 2015

Soy normal y me alegro

La normalidad y la tranquilidad están infravaloradas.


Afirmación muy rotunda pero estoy muy de acuerdo con ella. Tan de acuerdo como que la he escrito yo, vaya.
Me explico. Hace unos días cogí el móvil y miré los contactos de whatsapp. Me dije: voy a escribir a gente, que hace mucho que no sé nada de ellos. Para mi mucho son meses, soy un desastre en el tema de las relaciones sociales.
Una que si acababa de tener un niño, otra que estaba esperando otro bebé (felicidades MVN), otro con nuevos proyectos, otro de mudanza, etc. Y claro, te preguntan a ti, y tú contestas: yo todo igual. A ver, contesté algo más, que soy soso, pero tampoco tanto. Pero para que se me entienda.

Y bueno, me quedé pensando un poco, y bueno, la verdad que sí, que todo igual. Hugo en el colegio, Eric en la guardería, los demás trabajando y con nuestro día a día. Los días van pasando, voy a recoger a los niños, luego estamos en el parque, los días que hay piscina pues allí que vamos. Después del parque, para casa, estar ahí, preparar las cosas para el día siguiente, cenar, ver Tom y Jerry, dormir.

Y los fines de semana más de lo mismo. Ir a comprar el sábado por la mañana y después ya no hay planes. Es decir, vamos a dar una vuelta sin rumbo fijo, otro día al parque o con las bicis según apetezca, pero que no hay nada planificado.
Conozco a parejas con un montón de vida social. Comida en casa de los abuelos, otro día comida en casa de los otros, planes por aquí, planes por allá. Pero no es mi caso.
No es mi caso y me gusta que sea así. Quizá porque soy bastante tranquilo. No lo sé. Pero no me molesta.
El piso igual. Vivo en un piso normal, más o menos grande según el criterio de cada uno, pero normal, donde cada estancia hace su función sin que merezca aparecer en una revista de decoración.
Trabajo también. Tengo un trabajo normal con el que me siento bien para mi día a día. Es decir, ni soy agente del FBI ni trapecista, ni otra profesión parecida que a priori pueda parecer interesante.
Al igual que las vacaciones. Nos vamos una semana fuera, a una zona de playa, y no tengo ninguna necesidad de coger el coche para hacer turismo. Soy feliz yendo por la mañana a la playa, por la tarde a la piscina, un poco más hacia la noche dar una vueltecita y luego vuelta al bungalow a cenar y dormir.
Si cojo el coche tampoco pasa nada, pero que puedo sobrevivir sin ello.

Soy un aburrido? Pues para algunos lo seré. 
Monotonía? Para nada... Con dos niños es imposible.
Para otros, seré una persona normal, en el más amplio sentido de la palabra. Y también porque tengo comprobado que ellos son muy felices así. Con su parque y sus rutinas. Y cuando los niños están bien, normalmente los padres también. Y aquí también reafirmo mi normalidad. Estoy con mis hijos y comparto con ellos. Algo que a mi juicio es lo normal. No soy un padrazo. No. Y menos una madre. Me parece una falta de respeto que un padre implicado en el crecimiento personal de sus hijos sea considerado una madre.
No, por favor. Me niego. Soy NORMAL!
Además, cuando los niños son pequeños, se nos llena la boca diciendo que las rutinas son buenas, que es cuando están más tranquilos y hay que acostumbrarlos a las rutinas. A partir de qué edad hay que dejar esto aparcado y empezar a hacer tantas actividades que ya no sabes ni en qué día estás ni con quien? 

Así que desde aquí 


PON NORMALIDAD EN TU VIDA!!

domingo, 22 de marzo de 2015

Sábado con lluvia y niños

El título está clarísimo esta vez, verdad?

Llega el fin de semana después de estar toda la semana trabajando y zas! Lluvia... Si no tienes niños pues te tiras en el sofá o aprovechas para limpiar, jejeje. Pero como no es el caso, toca ser algo más productivo. Teníamos que renovar un poco el vestuario de Hugo, así que a comprar! A la Maquinista no íbamos a ir lloviendo, así que decidimos ir a Mataró parc. En 20 minutos ya estábamos allí.
Entrar, salir, volver a entrar, comprar, salir y así hasta el infinito y más allá. Pero si esto no fuera suficientemente entretenido, toca lidiar con los gustos de todos. Porque claro, tú dile a un niño que en vez de comprarle la camiseta superchula de las tortugas ninja, tú consideras que es más llevable una camiseta lisa.
Es decir, hay ropa tipo "preciosura" o "muero de amor" pero claro, seguramente no sea la que elija tu hijo. Ni yo tampoco...

Cuando acabas de comprar todo dices: va, para casa. Pero no! Llega ese momento incómodo que todo hombre sabe que llegará pero que desea que no sea así. Sabes cuál es, verdad? 
Exacto. Toca comprar algo para ella!
Como los niños están bastante cansados (sólo los niños, jejejeje) decidís que los niños y el padre se quedan en un sitio mientras ella mira tranquila. Te quedas en la zona de los sillones ésos que si les pones un euro dan masaje y si no les pones el euro hacen la función de sillón perfectamente.
 Y como los niños están relativamente controlados, tú te dedicas a observar la fauna varia

- El tío que vino a poner los sillones y se quedó ahí... no se mueve durante el rato (largo) que estáis ahí. Sólo notas un ligero movimiento pero es para acomodarse y cerrar los ojos.

- Parejas que llevan poco tiempo. Joder, es que se ve a la legua! Van a las tiendas los dos con una sonrisa. Y salen igual. Eso es como el que va a un concierto de Alejandro Sanz con la novia y la hermana de ésta. Ahora le dice: vete, vete.

- Parejas que llevan algo más de tiempo, quizá un par de años. Aquí ya hay uno que con la cara paga. Y no por el datáfono.

- Gente sola, o en grupo del mismo sexo. Bien porque no tienen pareja, bien porque son listos y prefieren ir tranquilos o porque su pareja tiene cosas que hacer.

- Gente a la que te encuentras en todas las tiendas. Llega un momento en que piensas que las conoces de otro sitio antes, pero no... Empiezas en C&A sonriendo y acabas en Zara invitándolos a comer.

- Padres o madres con carrito.  Es decir, solos. En este caso pienso que o bien  han ido a comprar algún regalo, o si no es así, el que se ha quedado en casa ha dicho: ve tranquila que yo me quedo limpiando. Ufff, la que le espera cuando llegue a casa y todo siga igual de sucio!

- Padres con niños que esperan a sus mujeres mientras sus hijos están en el sillón sentaditos. Están o estaban... Niños!! Dejad al señor que vino a colocar los sillones!

Sí... ya sé que en muchos centros comerciales hay zonas infantiles para que los niños estén entretenidos y los padres puedan hacer la compra tranquilos. Pero... creo que hacer la compra juntos y estar juntos en varias acciones cotidianas, también es básico para su desarrollo, así que por ahora no es para nosotros. Por no decir, que la principal razón es que nos encanta estar con ellos!

viernes, 20 de marzo de 2015

Ese oscuro objeto de deseo

Qué título más sugerente, eh... Pues espera, porque voy a hablar de un recipiente ovalado instalado en el cuarto de baño que recibe el agua de un grifo para el aseo de las partes pudendas?? Lo que viene siendo de toda la vida de Dios, un bidé.
Para empezar, estos señores de la RAE son un poco antiguos. Esto de ovalado... ahora hay rectangulares, cuadrados, y al tiempo, que los habrá de estrella como los destornilladores.


El piso de mis padres era (sigue siendo) pequeño, así que un bidé no existía ni de broma.
Donde me fui a vivir años después, más pequeño todavía. Así que, bidé, para qué?
Y resulta que donde vivimos ahora hay un bidé. Bueno, realmente yo no sabía lo que era eso. Había oído hablar de algo así, pero no sabía para qué funcionaba, ni si era realmente necesario. Vamos, que si lo quitas y pones un mueble, pues es bastante más práctico. Cuando le planteé esta posibilidad a mi pareja, su mirada fue la de: el bidé estaba antes que tú, así que tú sabrás lo que haces. Evidentemente, el bidé se quedó ahí.
Yo seguía sin encontrarle la gracia. Porque yo ahí sólo veía pijamas, ropa interior o toallas. Y si lo veía vacío era para limpiarlo. En fin, una chorrada como la copa de un pino. Porque busqué si bidé y cesto para la ropa sucia eran sinónimos, y aunque en el papel no lo eran, en mi casa sí. Pero si una cosa he aprendido es que como soy demasiado bruto diciendo las cosas, casi mejor callarme y no insistir más.
Y pasó el tiempo...

Y ahora, ya, por fin!! Ya sé para qué sirve realmente un bidé! Para que los monstruitos se laven las manos!! Anda que... quién me iba a decir a mi que ésa sería su utilidad principal...
En teoría blanco, pero claro, con la de pintura, barro, mocos, arena, comida... ha evolucionado. No a marrón, pero vamos, que ya no es el blanco nuclear impoluto del primer momento, sino que ahora es blanco roto. Hago una aclaración. Digo blanco roto porque es uno de los resultados que me ha dado google al poner tonalidades de blanco, porque para mi, el blanco es blanco y punto.
Eso sí, aún sigue sirviendo para su utilidad principal: pijamas, toallas...

jueves, 19 de marzo de 2015

Regalos Día del Padre 2015

Mi hijo es la razón por la que me hice más fuerte, pero confieso que él sigue siendo mi mayor debilidad.

Bonita frase, eh!, pues no me la han dicho a mi, ni la he pensado yo. Es la frase de una imagen que me han pasado por whatsapp.

Después de la entrada de ayer, pidiendo algunas cosas para el Día del Padre, ha llegado.
He tenido unos cuantos regalos. Bueno, sin contar las chuches, claro, que eso es sagrado. Uno de ellos ha sido éste:


Regalo Día del Padre 2015

Sencillo. Taza de los chinos y rotuladores de una papelería. Escribes en la taza, la metes al horno y venga a llenarla de infusiones! En principio tiene que durar... Lo dudo un poco, porque a uno de los dibujos ya se le está empezando a ir el color, pero bueno, lo principal del regalo es el mensaje.

Éste ha sido mi regalo y el de la mitad de padres de la clase de Hugo, ya que las armas no sé yo si las carga el diablo, pero los grupos de whatsapp, ejem, ejem... Unas cuantas madres han cogido la idea, y ala, todos los padres a beber infusiones!

Y hoy para celebrar el día, después del cole, al parque! Vamos, que no hace falta que sea este día para ir, ya que de lunes a jueves fichamos (los viernes por la tarde tengo obligaciones laborales que cumplir), aunque igualmente también van. Los sábados son sagrados de descanso, y los domingos pues depende, pero cada vez más, sí. Toca. Digo ir al parque. Lo otro...
Ahí todos los días cumpliendo, haga sol, frío, un poco de lluvia... y luego con el buen tiempo aparecen los iluminados que no han pisado un parque en todo el invierno queriendo invadir nuestro territorio! Cabrones... Iros ahora a casa corriendo! Además, son los que se ponen en los bancos y no salen de ahí. Se les cae un papel y seguro que tienen una app en sus iphone's para no tener que levantarse a cogerlo.

El segundo regalo... un vídeo! Pero como esto no lo voy a colgar para preservar la intimidad visual de mis hijos, pues lo transcribiré.
Felicidades papá, te quiero. Me gusta que hagas conmigo manualidades y también que me leas cuentos y también que me compres muchas cosas y también que me des muchos besitos y también que me compres patatas de Simpson y también que traigas del trabajo un escudo de madera y una espada de madera. Ya está. Adiós, muuua! adiós mua!
Por cierto... hablando de intimidad visual. Señores del PSC de mi pueblo, la propaganda electoral que han enviado con fotos de menores de edad jugando en un parque, está fea. Será legal, porque un parque es un espacio público, pero hacer las fotos y publicarlas con esos fines sin el consentimiento de los adultos responsables, es feo. Muy feo. De ahí la diferencia entre legalidad-ética.

Tercer regalo... un pergamino pintado por Eric. Es decir, con rayajos. Eh, unos rayajos muy artísticos.

Cuarto regalo, y el más importante... mi día a día con ellos.

Ala! Otro día más historias.

miércoles, 18 de marzo de 2015

Día del Padre 2015

A ver si me da tiempo a pedir algo para este Día del Padre. Voy un poco justo, pero ya se sabe, teniendo dos monstruitos, eso del tiempo no abunda. Bueno, y porque además de padre soy persona, y también tengo otras inquietudes. Reducir toda mi vida a los niños... pues como que no, que de aquí a unos años ellos crecen y tú te quedas más tirado que el pijama de la Esteban en GH Vip.

Vamos a ver si suena la flauta y consigo algo antes que acabe el día en cuestión.

Me gustaría que se acabaran los me's
Por ejemplo, la frase: mi marido me ayuda la odio! Cada vez más! Y es que lo escucho mucho en el cole. Bueno, escucho muchas cosas que son para morirse... Me parece que voy a tener que hacer como en el gimnasio. Ponerme los cascos y aislarme.
A ver alma de cántaro. Si tu marido te ayuda, es que tienes un problema grave. No te tiene que ayudar, tenéis que colaborar los dos. Y sí, él se tendrá que implicar, pero tú dejarle que lo haga y dejar de tratarlo como un niño inútil. Que a veces somos niños, no nos vamos a engañar, pero sí tenemos edad para procrear, también tenemos edad para responsabilizarnos. A lo bruto sería: si puedes follar, puedes colaborar!

También para este Día del Padre me gustaría que recordáramos que la madre de nuestro hijo, o varios hijos, dependiendo del grado de valor (o de inconsciencia) de los susodichos será siempre la madre de nuestro hijo. Puede que no sea la mujer de la que nos enamoramos en su momento y con la que quisimos compartir nuestra vida, pero seguirá siendo SIEMPRE, pese a quien le pese, la madre de nuestro hijo. Y al revés también, que hay alguna que adelgaza porque entre comer o insultar, elige lo segundo. Así que... RESPETO.
Si no lo haces por ti, hazlo por tu hijo, que le tienes que dar una educación. Que luego como trates tú a la madre, te pueden tratar a ti, y eso seguro que ya no te gustará tanto.

Qué más puedo pedir...?
Podría pedir conciliación, igualdad... La verdad que sí. Son palabras un poco trilladas, también hay que decirlo. Es decir, mucha gente habla de conciliación, pero luego son los primeros que cuando están el fin de semana con los niños pierden el culo para dejarlos con los abuelos para ellos irse al cine o salir de noche. Pero claro, de lunes a viernes nos quejamos... Bueno, nos quejamos o vamos al parque y estamos con el móvil que si el niño se cae nos lo tienen que traer ahí preguntando: es tuyo? es tuyo? O el niño "desaparece" y en vez de pensar: ya me vale que no lo estaba mirando, le echo una bronca descomunal al hermano mayor de 6 años porque según tu teoría tendría que estar vigilando al pequeño.

Podría pedir más cosas, pero como a los genios sólo se les puede pedir tres deseos, igual que al Drac Sheron (Dragonball), pues ya está bien... Ojalá me equivocara, pero sí, ya sé que ni los genios ni el Drac Sheron existen, pero lo otro, con las actitudes que tenemos y vamos inculcando, creo que va a costar bastante.


Eh, que ya puestos a pedir, que si me toca el cuponazo especial del Día del Padre tampoco le voy a hacer ascos, que estos de Mediamarkt no lo tengo claro, pero yo no soy tonto! 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...